• Blog Stats

    • 2,746 hits
  • ANIMAL DE LA SEMANA

  • Otras Semanas

Reportaje

Una mañana de noviembre amanece especialmente fría, el banco donde esta posado “Zeus” todavía tiene algo de roció . Cronox el perro de la casa, esta todavía en la caseta hecho un ovillo para mantenerse caliente. Las palomas metidas en sus nidos comienzan a desperezarse para dar su primer vuelo. Ignacio Figaredo el dueño de la casa esta preparándose un café  con tostadas.

Zeus es un halcón peregrino nacido en un criadero de Robledo de Chavela. Tiene la espalda muy oscura, el vientre marronuzco como un terrón de tierra y unas garras amarillas, casi anaranjadas gracias a su buena a alimentación. Según dice Ignacio esto es debido a “el secreto es darles pollitos de un día, les pone las patas amarillas, como a  los salvajes”. Tiene dos años y esta atravesando una gran época en la que no suele fallar ninguna de las presas que ataca. Cronox es un pointer de color blanco con manchas marrones. Tiene cinco años y no hay cosa más le guste que salir a cazar con su dueño. Las palomas son unas palomas mensajeras, de diferentes procedencias. Unas compradas en Portugal, cerca de Cascais, otras traidas de un pueblo de Asturias y el resto nacidas de la mezcla de las anteriores.

A las diez de la mañana Ignacio sale de casa con un pedacito de paloma. “Le viene bien comer un poco por la mañana cuando van a volar por la tarde”. Se coloca el guante de cuero negro en el brazo izquierdo y se acerca a “Zeus”, que nada más verle  cambia su cara y pone ojos de felicidad. Al minuto Zeus esta comiendo en el puño de de su dueño .Cronox mientras tanto esta sentando junto a su amo mirando a su amigo volador, esperando que caiga algún trozo de carne.

Después de darle el trocito de carne Zeus es llevado a uno de los cuartos de la casa donde esta la bascula, que todos los días indica si el pájaro ha ganado algo de peso o sigue en su peso ideal. Novecientos setenta y cinco gramos como casi todos los días. Ignacio nos comenta “si sube hasta el kilo, no le apetece volar y ataca sin ganas”.

Tras hacer un par de recados en el pueblo, Ignacio come con su familia y a las cuatro comienza a preparar todo el equipo para salir al campo. Cronox le vigila, sabiendo que su gran momento esta cerca. Las palomas descansan posadas en el palomar. El coche esta preparado, Zeus en el maletero esta posado en una percha fabricada artesanalmente con tuberías de plástico. Cronox viendo que su dueño se monta en el coche sale corriendo para sentarse en el suelo del asiento del copiloto.

Tras salir de Torrelodones circula diez kilómetros por la carretera de la Coruña y al llegar a Las Rozas, toma la vía de servicio. Cuando llega a la altura de la ITV, gira por un camino de tierra a la derecha y avanza cerca de un kilómetro para llegar hasta el voladero habitual. Es un terreno muy ondulado en el que no hay muchas presas, pero en los últimos días algo ha cambiado, “no se como pero desde hace unas semanas encuentro perdices volando por esta zona, alomejor se han escapado de alguna granja, pero no creo porque vuelan muy fuertes, quiza hayan venido del monte del pardo”.

A las cinco y media Cronox ya pasea cerca del coche, olfateando los rastros de las posibles presas, pero sin perder detalle de lo que Ignacio y Zeus hacen. Diez minutos después Zeus en lo alto del puño otea el horizonte, gira la cabeza primero hacia un lado luego hacia el otro y como si algo le empujase, comienza a aletear.

Va cogiendo altura de una forma vertiginosa, realiza círculos alrededor de su dueño y observando los movimientos de su amigo de cuatro patas, que va a ser quien descubra su cena. Cuando no han pasado ni quince minutos Zeus esta a una altura de mas de cien metros y cinco minutos después como nos dijo Ignacio “a esas alturas hay térmicas de aire caliente que le hacen subir muy rápido” casi no se le ve con los prismáticos.

Ignacio comienza a andar seguido por Cronox que se había despistado siguiendo una lagartija. El andar es despacio tratando de reconocer todo el terreno. En ningún momento levanta la vista, si temer que Zeus decida marcharse a buscarse la vida por su cuenta. “El sabe quien le da de comer, la única forma de que se despiste es que aparezca otro halcón y llevo un tiempo sin ver ninguno por aquí” nos tranquiliza Ignacio al ver nuestra preocupación por el halcón.

Llegados a una pequeña vaguada Cronox comienza a olfatear con más asiduidad y mover el rabo mas rápidamente, indicativos claros de que alguna perdiz anda por la zona. Recorre toda la vaguada sin suerte pero el perro alza la vistas, pareciendo decirle al halcón que no se preocupe que las va encontrar antes o después.  

Subiendo  un pequeño montículo Cronox se queda parado, Zeus hace lo mismo pero en cielo azul, al grito de Ignacio de “vamos con ellas pequeño” Cronox sale corriendo hacia unas perdices que comían granitos de avena debajo de unas retamas. Al ver al perro las perdices salen volando despavoridas, Zeus que no había sido visto por las patirrojas comienza a descender a una velocidad impresionante, parece que por un momento el tiempo se para y nada se oye, el picado del halcón a mas de 300 kilómetros por hora hace que la distancia a la que estaba la recorra en menos de 10 segundos. Bajando hace tirabuzones sin perder de vista su presa.

Lo siguiente que se oye es un silbido fortísimo que proviene del cielo, el halcón aparece como un obús y choca con la perdiz de una forma brutal. Ignacio expilca “hay dos formas de matar acuchillando y trabando. Lo que acaba de hacer es trabar a la perdiz”. El halcón cae a cien metros de su dueño quien sale corriendo hacia el por si algo sucediese.

Cuando llega Zeus ya hamacado la perdiz y esta empezando a desplumarla. El halconero saca dos muslos de paloma y le cambia la presa por la carne que llevaba en las alforjas. “No es bueno que coma la carne recién muerta y aparte la perdiz es muy dulce, no les gusta mucho” explica Ignacio.

Zeus termina su jornada posado en su banco, con un buche que parece que se ha comido una pelota de tenis y con cara de felicidad por haber hecho su trabajo correctamente. Cronox como si de un guardaespaldas se tratase esta tumbado a su lado.

 

 

 

 

Anuncios

Entrevista

Tenemos el placer de contar con la presencia de uno de los miembros fundadores de la Asociación Española de Cetrería y Conservación de Aves rapaces (AECCA). Nacido en Asturias, ha vivido en Egipto y Suiza donde nunca abandono su amor por el campo y los animales, a la vez que ha seguido practicando otra de sus aficiones, la caza. Hablamos de Ignacio Figaredo Alvargonzalez.

 

-¿Cómo empezó su relación con las aves rapaces?

 

Yo tenía 16 años y ya me empezaban a gustar los animales y el campo, empecé teniendo unas palomas y pajarillos que cogía por el campo. Un día encontré un pájaro que volaba sobre mí en una playa de Asturias, en ese momento no supe lo que era y eso me intrigo. Me compre unos libros para averiguar que clase de pájaro era. Eran libros muy básicos ya que en aquella época no se conocían nada de las aves rapaces. Cuando descubrí que aquel pájaro que había visto era un halcón Peregrino empezó a nacer dentro de  mi una afición insuperable. Me pasaba horas y horas mirando con los prismáticos, observando como volaban y cazaban.

El primer halcon que tuve fue con 19 años. Había estudiado donde estaba el nido. Tenía todo el material necesario para bajar al acantilado donde criaban los halcones. Les dije a dos de mis hermanos (Alberto y Víctor) que me acompañasen, para ayudarme a bajar. Cuando llegamos preparamos la cuerda para bajar y cuando me disponía a hacerlo, me entro un miedo que me quito las ganas de coger aquel pájaro. Era un acantilado de más de 100 metros y el nido se encontraba por la mitad. Le dije a Alberto que si se atrevía a bajar, y el que era mi hermano mayor me dijo muy confiado que si. Y axial fue bajo y copio una cría de halcón peregrino.

 

– ¿Cómo fueron esos primeros años de halconero?

 

No había mucha información, y la que había era de hacia muchos años, pero uno de los libros que compre enseñaba más o menos a como manejar un pájaro. En aquella época se podía hacer cualquier cosa. No existía ninguna ley que prohibiese coger aves rapaces, de hecho ni la policía tenía conocimiento de la existencia de estos pájaros. Hoy en día si alguien se atreve a coger uno, se arriesga a multas de más de seis mil euros. Las cosas han cambiado muchísimo y las leyes son demasiado estrictas.

Uno de mis hermanos pequeños (Carlos) también se sentía atraído por el mundillo al verme con el pájaro y trataba de ayudarme en todo lo que podía. Le dedicamos mucho tiempo a este primer pájaro, pero teníamos muchas cosas que aprender. Que se aprenden con la experiencia. Pero de eso se trataba de aprender y la verdad es que no salio tan mal. Conseguimos que volase bastante bien y cazaba palomas que le soltábamos nosotros. No recuerdo el nombre de aquel primer halcón, pero si, que era un macho muy oscuro y fuerte.

 

– ¿Cuántas aves rapaces ha tenido?

 

A mi me gustaban los halcones peregrinos, pero poco a poco los años fueron pasando y se fue dando a conocer el arte de la cetrería, que es como se llama el tener una ave rapaz. Después de los primeros halcones tuve a medias con Carlos un azor y luego llegarían muchos más, es una especie con la que es divertidísimo caza, físicamente es completamente diferente al halcón. También tuve gavilanes que son muy parecidos a los azores pero más pequeños.  Empezaron ha establecer leyes que prohibían capturar aves salvajes y compre esmerejones, que es otra especie a criadores que empezaban en Europa.

A lo largo de este tiempo siempre tuve halcones pero iba intercalándolos con estas especies. En los últimos años llegaron halcones gerifaltes de Alaska y escoceses, que tienen un vuelo muy potente.

 

– ¿Qué tipo de presas caza cada especie que ha mencionado?

 

Los halcones peregrinos basan su dieta en palomas y perdices, pero pueden llegar a cazar desde todo tipo de pajarillos pasando por mirlos y estorninos hasta patos, urracas e incluso gaviotas. Todo depende de cómo se les entrene y el tipo de clima en el que se les vuele. No es lo mismo volar un pájaro en Asturias que en Toledo.

Los azores tienen un vuelo muy diferente al halcón. Los halcones vuelan muy alto y realizan picados para atrapar a sus presas. En cambio los azores vuelan prácticamente a ras de suelo y persiguen a sus presas en rápidos vuelos. Sus presas favoritas son los conejos y las liebres, es espectacular ver cazar a estos animales. También cazan palomas y otras aves.

Los gavilanes son físicamente igual que el azor pero en miniatura. Estos se dedican a cazar todo tipo de pajarillos y pueden legar a cazar palomas, pero hay que tener en cuenta que les superan en tamaño. Los esmerejones son también de este tipo, cazan pajarillos pero con un vuelo más parecido al halcón.

 

– ¿Cual ha sido el mejor pájaro que ha tenido?

 

La verdad es que ha habido muchos que me han gustado. Unos por su aspecto, otros por su forma de volar y otros por como mataban. Pro si tuviese que destacar tres, serian los siguientes. El primero lo cierto es que lo crié yo pero se lo di a un amigo mió, se llamaba “Nachito” por mi hijo que se llama como yo, era un machete muy pequeño de halcón peregrino. Volaba tan alto que había veces que era imposible verle con los prismáticos. Mataba las perdices como no he visto cosa igual en mi vida. El segundo era “Don Pelayo”, fue de los últimos que pude coger salvajes. Mi hijo decía que era suyo, le encantaba. No mataba muy bien pero volaba  más bonito que ninguno y aparte era precioso, muy clarito por el pecho y muy oscuro por la espalda.

Pero si tuviese que destacar únicamente uno, sería una hembra que se llamaba “Asturias”. La cocí también salvaje. Pero al primer día comía de  mi mano como si me conociese de toda la vida. Este pájaro fue especial, nos compenetrábamos   ala perfección. Mataba cualquier presa que propusiese, pero lo mas curioso es que era capaz de cazar urracas de dos en dos. Hacia un picado y acuchillaba a una y de la velocidad que llevaba volvía a subir y cuando bajaba cogía la segunda. Pocos pájaros he visto que hiciesen eso y además no era casualidad, lo hizo bastantes veces.

 

– ¿Cuál fue su relación con Félix Rodríguez de la Fuente?

 

El ya llevaba unos años haciendo documentales y le iba muy bien. Yo empecé a conocer más halconeros y fue cuando fundamos la AECCA. Félix volaba sus pájaros en el aeropuerto y en alguna ocasión le fuimos a ver y a ayudarle. Lo cierto es que nuestra relación tampoco fue muy estrecha, pero nos conocíamos gracias a que el mundo de las rapaces nos había unido. Se podría decir que teníamos más amigos en común de lo que nos conocíamos.

 

– ¿ Fue uno de los fundadores de la AECCA, como sucedió?

 

Como he dicho, todos los que andábamos metidos en ese mundo nos conocíamos, tampoco éramos muchos. Las leyes cada vez eran más estrictas y las estaban imponiendo gente que no tenia ni idea de lo que hablaba. Esta fue la razón de crear la Asociación. Si había que poner leyes, por lo menos que las pusiese gente que sabia lo que hacia. Nos juntamos unos cuantos halconeros y redactamos un informe acerca de las aves rapaces en España. Todo fue aprobado con normalidad, pero como todo en esta vida se fue deteriorando. Los primeros años fueron muy divertidos, el paso de los años ha conseguido que todo sean inconvenientes. Es una pena pero es así.

 

– ¿Cuáles son las claves para ser un buen halconero?

 

Lo primero que tiene que tener claro todo aquel que se quiera dedicar a las aves rapaces, es que es más que un hobby. Es un modo de vida. Te la puede llegar a cambiar por completo. Y para conseguir buenos pájaros hay que volcarse por completo. Uno de las cosas importantes es que se tiene que tener un sitio donde poder volar el pájaro, no el jardín de casa, sino un terreno amplio, si se tiene un ave y no se le puede volar no vale para nada. Lo segundo y principal es tener recursos para mantener el pájaro, la comida es muy clave en la evolución del ave. Hay que tener palomas, pájaros o por lo menos ser capaz de conseguirlos diariamente. Tercero y clave para la cetrería, una dedicación diaria. Aquí no vale irse de vacaciones dos semanas, el pájaro pierde todo lo que había conseguido. Es cierto que hay una época a lo largo del año que puede estar sin volar, es cuando cambia las plumas. Son muchas cosas, hay que tener muy controlado el peso del animal, si esta gordo no querrá cazar, hay que saber que queremos cazar. Tener un ave rapaz en casa es muy fácil, solo hay que comprarla, pero tener una que cace bien es muy difícil.

 

– ¿Qué aconsejaría los nuevos halconeros?

 

 Lo primero que una vez que decidan comprarse un pájaro que no den marcha atrás. Es un animal salvaje que necesita dedicación y paciencia. Hay ser constante y no rendirse si el pájaro no caza bien su primer año. También decir que empezar teniendo un halcón peregrino no es fácil, de hecho es una de las especies mas difíciles. Es aconsejable empezar con cernícalos, que son mucho menos delicados y es fácil conseguir que vuelen bien.

También decir que la experiencia es el conocimiento y que no se puede pretender saber todo con un solo pájaro. Cada pájaro nos enseñara una cosa y hay que saber aprender.

 

– ¿Desde hace unos años has abandonado el mundo de la cetrería por temas laborales, tiene previsto volver?

 

Tengo a mi hijo repitiéndome todos los días que tengo que comprarme un halcón y otro para el, esta como loco por tener su primer halcón. La verdad es que seria un momento de vida perfecto. Me han jubilado hace unos años, con lo que tendría tiempo para dedicarme a ello. El físico todavía me respeta y las ganas nunca me han faltado. así que no lo descarto, aunque no se cuando será. Últimamente he acudido a alguna reunión de halconeros y el gusanillo sigue vivo.

 

Cotorra Argetina (Myiopsitta monachus)

 Este loro originario de argentina como su nombre indica, era muy común en toda Suramérica en los años 40. Pocos años después fueron traídas a Europa a través de circos. Estos animales son extraordinariamente listos y capaces de aprender un gran número de órdenes.

Algunos se escaparon de los circos, otros fueron comprados de pajarerías y poco a poco se fueron reproduciendo. Suelen criar en comunidades, lo que quiere decir que un mismo nido es usado por varías parejas. No es de extrañar ya que el tamaño del nido les permite convivir sin problemas. Construyen un gran nido con palos en la copa de los árboles que es vigilado por los machos en todo momento. Ponen de 5-8 huevos lo que las convierte en grandes reproductoras ya que a veces realizan dos puestas.

Las ciudades son sus habitas favoritas, Madrid, Barcelona, Bilbao, Gijón, Valencia o Sevilla, son ejemplos de como estas aves están tomando nuestros cielos. Otro punto a su favor es que en las ciudades no tienen ningún depredador. Bien es cierto que siempre hay alguna rapaz que cría en algún edificio, pero no merma la población de la cotorrita.

El gran problema de esta ave y la principal razón por la que le dedico este articulo, es que es muy dañina con otras aves que son originarias de nuestro país. Verderones, jilgueros, pardillos y un gran numero de pajarillos, ven afectados sus nidos debido a la agudeza de este ave. Localiza los nidos de estos pájaros y aprovechan cualquier descuido para comerse los huevos o incluso las crías.

Bien es cierto que es un ave preciosa con unos colores muy llamativos, posee un vuelo ágil y rápido. Pero sin duda alguna deberíamos tener cuidado ya que algún día podríamos arrepentirnos.

 

 

Rhodesian Ridgeback

El nombre de esta raza proviene de la cresta que tienen en la espalda, desde las patas delanteras hasta las traseras. Rhodesia es la zona donde nació la raza, en el sur de África. “Ridge” significa cresta en ingles y “back”  en la espalda. Es realmente llamativa, ya que todo el pelo de la cresta crece hacia el lado opuesto del normal y además es un poco más largo.

Esta raza es especialmente conocida por su fortaleza. De hecho hace no muchos años las tribus africanas los utilizaban para cazar leones. Unos cuantos perros rodeaban al león para que luego los hombres fuesen capaces de clavarle una lanza o flechas. Se le llama también perro león y no es de extrañar, porque muchos de sus movimientos y actitudes recuerdan a las de los leones.

Son muy afectivos con su dueño, lo darían todo por ellos. Solo una persona será su verdadero dueño, pero lo llevaran en el corazón hasta la muerte. Son grandes cazadores, unas patas muy potentes sumadas a unas mandíbulas poderosas, lo convierten en un autentico “felino”.

Es una raza tremendamente fértil de hecho se han conocido camadas de hasta 18 cachorros. Todos los cachorros nacen con la crestas y a medida que van creciendo se van diferenciando unas de otras.

Atentos, sumisos, obedientes y muchas características más les definen. Por mi experiencia no son muy conocidos en España, pero estoy seguro que en los próximos años se irán viendo más por nuestro territorio.

Los jabalís no son eternos

Da la sensación por todas las noticias que aparecen en los medios de que los jabalís abundan en todo el territorio español. Nada más lejos de la realidad. Hace pocos meses un jabalí llegaba casi hasta el centro de Madrid y otros dos cruzaron la carretera de la Coruña a plena luz del día. Una explicación a eso podria ser que el monte del pardo (pulmón de Madrid) esta superpoblado por estos cochinos.

La población hace unos años era más dispersa, se expandían año tras año hacia sitios insospechados. Esto se esta terminando. Se están empezando a agrupar en los mismos montes. En zonas donde el año pasado se mataron bastantes jabalís, este año no se ha visto ni uno. En cambio en zonas donde el año pasado fue un año normal, este año ha sido extraordinario.

La caza del jabalí es la más excitante debido a la astucia del animal, por eso se le persigue con tanta dureza. A su vez es uno de los animales que más castiga el mundo de la agricultura, otro motivo más para darle caza. Las monterías castigan la población cochina de gran manera, muchos rayones mueren en ellas. Las esperas nocturnas cada vez son más populares.

En conclusión se podría decir que hay que dejar de pensar que los jabalís son eternos, por que llegara un momento que nos arrepentiremos. El que escribe estas líneas, esta notando esto que cuenta en sus propias carnes.

Corzos en el horizonte

La temporada corcera ha comenzado a principios de abril en casi todas las comunidades, excepto Castilla-La Mancha, Navarra y La Rioja que esperan a principios de Mayo. Existe un debate desde hace tiempo en España sobre si habría que adelantar la fecha, ya que estas fechas están impuestas desde hace más de veinte años.

El rececho de corzos en España no ha existido hasta los años 80, como una forma de  caza legalizada. Se tomo de los países europeos. El problema fue que se copiaron la mayoría de las normas y de aquí procede el debate .Los corzos en el norte de Europa pierden la correa en el mes de mayo, debido a los alimentos y a la meteorología, por eso la época de caza en estos países comienza en Mayo. En cambio en España la mayor parte de ellos pierde la correa en marzo.

Todo el problema proviene de la obtención del trofeo, por eso se espera a que pierdan la correa. La mayor parte de las comunidades ha adelantado la fecha para que así los machos tengan la cuerna intacta. Las otras anteriormente mencionadas deberían hacerlo en los próximos años.

Cualquier año puede ser bueno, bien es cierto que ha sido uno de los años más secos y esto ha influido en la alimentación. Pero este duende de los montes, es capaz de cualquier cosa, así que no seria de extrañar que se cazasen grandes corzos esta temporada.

 

¿Como tratan los medios las noticias de naturaleza?

El mundo de la naturaleza es cada vez mas conocido gracias a los medios de comunicación. Siempre ha sido un mundo muy atrayente, ya que los animales siempre han sorprendido al hombre.
En internet las páginas relacionadas con animales son innumerables, de hecho es uno de los temas que más se trata. Pero en cuanto a los medios de comunicación, no se puede decir lo mismo. El único periódico online de tirada nacional que tiene una sección dedicada a la naturaleza es “El Mundo”. La sección se llama Ciencia y Ecología. Bien es cierto que todos los periódicos suelen dar las noticias relacionadas con estos temas, pero más por incidentes que hayan sucedido con una animal que por informar.
En televisión es diferente. Existen todo tipo de documentales, acerca de cualquier tipo de animal. TV2 ofrece todos los días documentales, después de la hora del telediario. En el canal satélite existen cuatro canales dedicados exclusivamente a la naturaleza.
La prensa, en especial las revistas son las más especializadas. Existen muchas revistas dedicadas a este mundo. Publicaciones mensuales dedicadas a un solo animal, como perros o las aves de presa. Todas estas revistas tienen en la actualidad su propia pagina web, lo que permite a los usuarios informarse desde la web.
En conclusión se podria decir que en la actualidad el mundo de la naturaleza ocupa un sitio importante en los medios de comunicación, apesar de que en la sociedad cada vez se deja más de lado.